¿Existen las Universidades Católicas?

universidad catolica
Hace días leía un artículo de Alonso Gracián sobre el orden del devenir contra el orden del ser.
En una de las respuestas a uno de los comentaristas dice:
“Lo no católico: el misterio es misterio por ser inaccesible tanto a la razón natural como a la fe, por eso, creer no consiste en profesar doctrinas, sino en vivir y experimentar el misterio.La doctrina es sólo aproximación imperfecta que progresa.- (o sea, devenir).
Lo católico: el misterio es misterio por ser inaccesible a la razón natural, por lo cual necesita del conocimiento sobrenatural de la fe, fundada en la autoridad de Dios y no en la evidencia explícita. La fe consiste en creer.”
Esta respuesta del autor del artículo hace referencia a ese misteriosismo que tan de moda ha estado en la nueva teología y ha venido de la mano del personalismo con sus grandes representantes; Guardini, Maritain, Ratzinger…
A propósito del devenir un profesor universitario comentaba hace unos días que ahora , al ser el hombre más espiritual que hace décadas, es capaz de comprender mejor los misterios de las verdades de fe.   (Bajo esa premisa justificaba todos los “cambios” del magisterio a partir del CVII, Libertad religiosa, liberalismo…)Habría que preguntarle qué entiende por un hombre más espiritual, en una sociedad descristianizada, relativista y erotizada como la nuestra. Con profesores como este que se declaran católicos, es mucho más fácil entender porqué, ha desaparecido la educación católica.
El artículo que les traigo puede ser una de tantas  respuestas a esa desaparición de la universidad católica y que puede tener sus causas en esos juguetes que tanto les gusta a nuestros teólogos de moda y que parece que no pueden vivir sin él. Me refiero al devenir, la hermenéutica, el misteriosismo… Es una sensación de que  quieren apropiarse de la fe , de los sacramentos y convertirlo en algo inalcanzable a los sencillos. ¿Qué puede tentar a algunos teólogos, a transformar la fe de los sencillos,  en algo inalcanzable e incomprensible? Sinceramente prefiero no saberlo.

¿Existen las Universidades Católicas?

Quizás el interrogante debiera ser más abarcador. Quizás debiéramos preguntarnos si existe actualmente la universidad. Pero hoy quiero circunscribirme a esta pregunta: ¿existe, acaso, una inteligencia universitaria católica?”.Alguien podría objetarme (y con entera razón) diciendo que la vida católica no se reduce a la existencia de una inteligencia católica, ya que su esencia está constituida por la caridad, esto es, por la unión con Dios. Si bien lo referido es cierto, también es verdadero que tanto la fe como una recta inteligencia de la misma son la condición sine qua non de la vida católica. Si estas desaparecen, se desintegran la esperanza y la caridad.Sigamos suponiendo. Si existiese una comunidad ocupada de la educación superior que dijese tener fe católica, su gran problema consistiría en determinar qué razón resulta más adecuada para comprender lo que se cree, para no llegar jamás a adulterar su contenido. Una mala resolución de este problema conducirá, inevitablemente, a la corrupción de la fe católica y, en consecuencia, a la imposibilidad de vivir una esperanza y una caridad auténticamente cristianas. Este es el punto y aquí reside el grave problema de la actualidad. Gran parte de las universidades que se denominan católicas están dominadas por una filosofía del devenir que no les permite afirmar la existencia de un Ser eterno. Y si todo lo que es, es eterno devenir, ¿de qué nos va a salvar Jesucristo? (tampoco podría pensarse en la segunda persona de la Santísima Trinidad como si se tratase de un ser eterno porque todo está deviniendo).”.

La fe católica siempre ha sido interpretada desde una filosofía del ser. Y esto supone afirmar, en el caso de la salvación, que Dios me rescata de la no permanencia a que mi ser está sometido.

Lo propio de mi ser no es durar: sólo un ser que es el mismo Durar puede hacerme partícipe de su durar quitándome, al propio tiempo, el pecado que me impide existir junto a Él.”.

Recuerdo que tanto San Agustín, como los Padres de la Iglesia, denominaban a Cristo “Médico”. Y lo llamaban así porque era el único que podía quitarme la infirmitas (la no consistencia, la no firmeza de mi ser). Un médico humano podrá eventualmente librarme de alguna enfermedad, pero jamás aplazar mi desenlace final. En cambio, Cristo me otorga la gracia de que mi ser adquiera consistencia y duración para gozar eternamente de la visión de la esencia divina.”.

Cuando la metafísica del ser es reemplazada por la filosofía del devenir, la fe se corrompe, y en lugar de garantizar al hombre la salvación eterna pasa a prometerle (promesa enteramente humana) una “salvación” puramente histórica.”.

De esta salvación se ocupan no pocas universidades católicas que hoy, engañosamente, se presentan como si fueran tales. Han dejado de cultivar el contenido inteligible de la fe porque han cambiado el verdadero objeto de la fe (el Dios Uno y Trino) por una fe dependiente de una acción humana redentora. De allí que el cultivo de la metafísica cristiana se haya abandonado por completo para pasar a asumir filosofías reducidas a la dimensión puramente histórica (como lo es, por ejemplo, la denominada filosofía hermenéutica).”.

Me vienen a la memoria aquellas palabras de regocijo por parte de Antonio Gramsci cuando afirmaba que el catolicismo terminará decapitando a Dios a partir del momento mismo en que los católicos pretendan extraer de su propia conciencia los principios de su acción. Estoy seguro de que si Gramsci viviera estaría exultante por cuanto vería que la Iglesia católica ha entrado en una fase de su existencia que parece bastante terminal.”.

Sin embargo, nosotros seguimos creyendo que ni las puertas del Infierno podrán destruirla, y por eso, tarde o temprano, soplarán aires de una renovación que broten de la genuina tradición: homogénea y no de ruptura.”.

¿Existen las Universidades Católicas?

http://www.infocatolica.com/blog/mirada.php/1907221003-373#comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s