Iglesia , Estado y Monseñor Blázquez

monsenor-blazquez_270x250

 

Ha llegado a mis manos un libro, quiero creer que es la providencia. Iré compartiendo textos imperdibles con los lectores del blog. Debo decir que una de las cosas que más me ha gustado ha sido la introducción. He querido descubrir detrás de esos párrafos la verdadera caridad para con las almas a las que el autor dedica el libro, y también la profunda fe que transmite. Al leerla se echa de menos ese celo apostólico en tantas cartas pastorales de obispos y sacerdotes que una haya podido leer a lo largo de los años. Sobre todo si se compara con el último discurso del cardenal Blázquez que ante la apostasía generalizada en una España que asume  el aborto, el divorcio, los ataque continuos a los derechos de la Iglesia y la ley natural lo único que se le ocurre decir es :

“Los católicos estamos satisfechos de haber prestado la ayuda que estaba en nuestras manos, nos sentimos bien integrados en el sistema democrático y es nuestra intención continuar participando, desde nuestra identidad, en la justicia, la solidaridad, la paz, la convivencia y la esperanza de nuestra sociedad. Ni deseamos ponernos medallas ni queremos ser preteridos. Por esto saludamos el diálogo entre todos, como ha mostrado el desarrollo del Congreso. Todos nos debemos al bien común, del que nos beneficiamos todos” (1)

En contraste con este obispo nuestro autor, el Padre Mateo Liberatore empieza así su libro  Iglesia y Estado:

Si hay alguna cosa cuya importancia sea suprema en el mundo, es, a no dudar, el mantener inmaculada la Verdad, como que es luz y guía de todo  el bien obrar del hombre. No es, pues, maravilla que la sabiduría encarnada, no dudara en afirmar que el objeto de su venida a este mundo era precisamente dar testimonio de la verdad.(Juan ,XVIII,27).

A este fin tan alto y excelente de testificar y defender la verdad, al menos en sus más sustanciales principios, pretendo yo consagrar todo mi cuidado en la empresa que acometo de tratar el difícil tema de las relaciones entre la Iglesia y el Estado, lo cual en los tiempos que corren, es, no ya solo de suma utilidad, sino más bien de absoluta necesidad, puesto que es imposible de decir cuántas ruinas la moderna corrupción haya amontonado en esta parte fundamental de la vida social.

El descreimiento político enseñoreado más o menos de todos los Estados de Europa, se esfuerza asiduamente en arrancar de la sociedad civil toda influencia religiosa y despojar a la Iglesia de todos sus más sagrados derechos. Y no contento con ensañarse en el orden práctico, se ha dedicado a corromper también el orden de las ideas, procurando así envenenar las fuentes mismas de la vida. “

—————————————————————————————————————————–

(1) Negar la realidad o hacer como que ves otra cosa parece ser últimamente la práctica común de la mente católica. No sé si les mueve la paz interior tipo alcanzar el nirvana o si ya no saben qué es ser católico. El lenguaje Bíblico Tradicional ha sido sustituido por el lenguaje parlamentario y democrático. Como dice Luis Fernando en su blog;

“Tenemos una Constitución donde Dios no aparece por ningún lado. Si la Iglesia en España quiso y quiere tal cosa, muesta una radical hipocresía celebrando en este país la festividad de Cristo Rey.

– Tenemos una legislación que despenaliza el aborto y lo considera un derecho. Se han superado de largo los dos millones de abortos desde 1985.

– Tenemos una legislación que desprecia el matrimonio, convirtiéndolo en una institución con menos protección legal que muchos tipos de contratos mercantiles y que considera matrimonio la unión de dos personas del mismo sexo.

– Tenemos un avance radical de la imposición de la ideología de género en todos los ámbitos, pero sobre todo en la educación. El Estado adoctrina a los niños y jóvenes en principios radicalmente contrarios a ley natural y divina.”

Nota del blog: Y todo esto que muy bien apunta Luis Fernando, nuestro cardenal lo llama identidad, justicia, solidaridad,  paz,  convivencia y  esperanza. 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s