Parábola del naufrago(II)

Hemos defendido en este portal que la ideología de género y la defensa de las relaciones homosexuales como algo lícito y normal es un error, aparte de un pecado, que hunde sus raíces en el marxismo cultural, en la lucha de clases.

Después de varias décadas de dialogar con los regímenes marxistas del mundo; (Todo empezó cuando algunos líderes de la Iglesia pensaron que podían hacerse amigos y jugar a las cartas con los aliados del anticristo) hemos podido sufrir las consecuencias de la infiltración de la ideología marxista en seminarios y en el mismo corazón de la Iglesia.

Los últimos años en la Iglesia han sido especialmente tristes, no sólo por la demolición de la fe perpetrada por Francisco, sino por los abusos sexuales.

Leamos la “ingenua” y “cándida” respuesta de Francisco a una pregunta sobre el lobby gay durante el vuelo de vuelta después de la JMJ de Río de Janeiro. (¿Quizás creerá el Santo Padre que los prelados que intentan destruir la Iglesia a golpe de lobby gay mandarían imprimir un carnet de identidad para conocerse entre ellos?)

———————————————————————————————

Periodista-¿Y el lobby gay?

Santo Padre-Se escribe mucho del lobby gay. Todavía no me encontré con ninguno que me dé el carnet de identidad en el Vaticano donde lo diga. Dicen que los hay. Cuando uno se encuentra con una persona así, debe distinguir entre el hecho de ser gay del hecho de hacer lobby, porque ningún lobby es bueno. Si una persona es gay y busca al Señor y tiene buena voluntad, ¿quién soy yo para juzgarlo? El catecismo de la Iglesia católica lo explica de forma muy linda esto. Dice que no se deben marginar a estas personas por eso. Hay que integrarlas en la sociedad. El problema no es tener esta tendencia. Debemos ser hermanos. El problema es hacer un lobby.

——————————————————————————————————————————-

Veamos cómo habla un auténtico pastor de almas, el obispo Morlino:

«En las situaciones específicas que tenemos mano, estamos hablando de actos sexuales desviados, casi exclusivamente homosexuales, por parte de los clérigos. También estamos hablando de proposiciones homosexuales y abusos contra seminaristas y sacerdotes jóvenes por parte de poderosos sacerdotes, obispos y cardenales. Estamos hablando de actos y acciones que no solo violan las promesas sagradas hechas por algunos, en resumen, un sacrilegio, sino que también violan la ley moral natural para todos. Llamarlo de otra manera sería engañoso y solo ignoraría más el problema».

———————————————————————————————————————————-

Si alguien no ve la diferencia entre los dos discursos, de verdad que tiene un grave problema de discernimiento (palabra mágica de este pontificado).

 En la carta del Papa Francisco al Pueblo de Dios publicada ayer lunes 20 de agosto en relación a los abusos sexuales perpetrados, no mencionó ni una sola vez la palabra homosexual.

Claramente para el papa, la homosexualidad no es ningún problema y es algo que lo ha dicho desde el comienzo de su pontificado con signos, gestos, discursos y palabras . Además de rodearse de prelados infiltrados de una auténtica cultura homosexual, les ha besado las manos, les  ha adulado y ha concelebrado con  ellos.

El que tenga ojos para ver que vea.

papap homosexualesbatista ricaRicca

 

clip_image00291 revista del añode la mano con homo

Luigi Ciotti

imagen dos

Michele De Paolis

Podríamos seguir y seguir mac

No se solucionará nada diciendo y escribiendo palabras bonitas si no hay una verdadera intención de atajar el problema de la infiltración de la cultura de la ideología de género dentro de la Iglesia.

Decía un amigo que la ideología de género va a ser la causa por la que perseguirán a los cristianos y meterán en la cárcel a los sacerdotes. Esta idea contrasta con todas las imágenes anteriores. Está claro que no todos están dispuestos a ir a la cárcel.

Hace días un matrimonio feliz se escandalizaba porque amigos suyos criticaban ciertos gestos y actitudes del papa Francisco. Supongo que si fueran conscientes del mensaje que mandan estas imágenes no pensarían lo mismo.

Solo hay que leer y oir  los testimonios de muchos seminaristas que han perdido la vocación y la fe por la presión de la cultura homosexual en los seminarios.

Seguiremos tendiendo puentes y oliendo a oveja, pero luego que nadie se escandalice de las consecuencias.

 

 

 

 

 

6 comentarios

  1. A este magnífico artículo de Carlos Esteban le falta la conclusión, que va implícita, pero es mejor explicitar a estas alturas: Bergoglio es el primero que tiene que irse. No forma parte de ninguna solución
    PORQUÉ NO HE LEÍDO LA CARTA DE fRANCISCO SOBRE LOS ABUSOS

    El Papa Francisco administra a un fiel el sacramento de la confesión desde un confesionario.
    Por Carlos Esteban | 21 agosto, 2018
    Voy a hacer una confesión indigna de un periodista; una declaración que justificaría que me quitaran el carné de prensa si alguna vez, en mis treinta años de ejercicio, lo hubiera tenido: no he leído el mensaje del Papa en respuesta al escándalo revelado por el gran jurado de Pensilvania.

    Lo sé, es lo peor: un periodista debe ir siempre a las fuentes, y en información religiosa no puede haber fuente más importante que las palabras mismas del Santo Padre, no digamos ya cuando se trata de un asunto de tan candente actualidad como el que nos ocupa.

    Pero no, no la he leído. No puedo ya. La he abierto, la he tenido ante mí, he comprobado -bendiciones de los tratamientos de texto- las palabras que no incluía, y me he sentido incapaz de enfrentarme a un texto tan obligado y previsible.

    Dicho deprisa: cuando tras el escándalo puntual más grave que quizá haya sufrido la Iglesia en siglos la reacción de la Santa Sede son solo palabras, confieso que no me interesan demasiado esas palabras. Cualquier gabinete de relaciones públicas que valga su sal puede hacer maravillas en este sentido, hasta hacernos llorar a todos.

    Toda reacción que no incluya el anuncio de ceses, de un cambio radical que arranque de raíz la cultura homosexualista instalada en tantos seminarios y curias diocesanas, es solo un intento de contención de daños, algo que hace cualquier empresa que recibe mala publicidad.

    ” Hemos descuidado y abandonado a los pequeños”, dice el Papa. Pero cuando esos ‘pequeños’, en la figura de las víctimas del sacerdote pedófilo chileno Fernando Karadima, le imploraron que aceptara la renuncia del obispo Barros, un protegido de Karadima que presenció sin protestas los abusos, el Papa les llamó ‘calumniadores’.

    Pidió perdón por ello, pero cuando, otra vez, esos pequeños, encarnados en 48 seminaristas del seminario mayor de Tegucigalpa, escribieron una carta pública denunciando el régimen de intimidación homosexual que reinaba en él, la mano derecha del Papa, el coordinador de su muy exclusivo consejo privado C9, el poderoso Cardenal Óscar Rodríguez Maradiaga les llamó mentirosos y les acusó de alinearse contra la ‘anti-Iglesia’.

    Esos pequeños son aquellos cuyos abusos han propiciado que el ministerio fiscal chileno haya llamado a declarar a la cúpula de la iglesia nacional, incluido un emérito, Errazuriz, que sigue siendo miembro del C9.

    Acaba de nombrar ‘sostituto’ de la Secretaria de Estado para asuntos generales a un hombre, el venezolano Edgar Peña Parra, que presionó para que el entonces sacerdote Juan José Pineda, apartado ahora tras las acusaciones verosímiles de abusos homosexuales, fuera nombrado obispo auxiliar de Maradiaga. Otro nombramiento reciente ha sido el del ahora obispo portugués José Tolentino Mendonça, que asegura que Jesús “nunca estableció normas”.

    No es solo que el Vaticano no ha dicho nada sobre esta crisis hasta que le ha resultado imposible, incluso peligroso, no hacerlo; es que, como no nos cansamos de ver, hay una desconexión desesperante entre muchos de los mensajes más esperanzadores del Papa y sus acciones concretas, sus medidas reales.

    La ‘tolerancia cero’ resultó no serlo tanto, como vemos, al igual que la ‘Iglesia pobre para los pobres’ no ha significado que Francisco se deshaga del APSA (el enorme patrimonio inmobiliario del Vaticano), a pesar de las constantes llamadas a acoger a los refugiados. ¿Demagogia? No: tomarse en serio el deseo de una Iglesia pobre.

    La misericordia que tiene siempre en los labios y por la que todo el mundo le alaba también ha resultado extraordinariamente selectiva. De ella se benefician quienes, de pecar, pecan del lado ‘bueno’, quienes exageran, en todo caso, las líneas ideológicas que Su Santidad no disimula, como el ex presidente brasileño encarcelado por corrupción Lula da Silva. Otros, los ‘rígidos’, los que encuentran a Cristo de un modo más cercano a la manera tradicional, como la Hermandad de los Santos Apóstoles o los Franciscanos de la Inmaculada, han podido probar la otra cara de Francisco, implacable y sin apelación ni explicación.

    El próximo miércoles se inicia en Dublin un Encuentro Mundial de las Familias bajo la égida de Su Santidad organizado por Kevin Farrell, quien fuera amigo personal, colaborador y protegido del ex cardenal McCarrick; que contará con la presencia estelar del jesuita homosexualista James Martin y de la que se han excusado ya, a pocos días del comienzo, dos cardenales que debían encabezar importantes intervenciones, O’Malley y Wuerl. Mientras se hace evidente que la infiltración homosexual en el clero está en el núcleo mismo de esa situación que ha causado “heridas que no prescriben” en los más pequeños, el evento se presenta como una forma de ‘suavizar’ la postura de la Iglesia sobre la homosexualidad.

    Libertad Digital titula la noticia con unas palabras del jefe de prensa del Vaticano, Greg Burke, el mismo que no interrumpió inmediatamente sus vacaciones cuando se conoció el informe: Greg Burke: “Es significativo que el Papa se refiera a los abusos como un crimen, no solo un pecado”. Pero no, no es significativo cuando ya lo ha hecho una institución oficial como es el gran jurado del Estado de Pensilvania.

    En Vatican News, que va camino de merecer el nombre de Pravda francisquista, también abren con comentarios de Greg Burke: “El Papa lo subraya, las heridas nunca prescriben”. ¿Qué quiere decir eso, exactamente? ¿En qué se traduce? Después de que Benedicto XVI secularizara al sacerdote pederasta Mauro Inzoli, Francisco lo rehabilitó, para volver a secularizarlo cuando reincidió. Las heridas no prescriben, pero los delitos, sí.

    ¿ Cómo va a solucionar la corrupción sexual quien es la principal fuente de todas las corrupciones en la Iglesia ?

    Me gusta

  2. 21 agosto, la Chiesa ricorda san Pio X, Giuseppe Sarto, papa dal 1903 al 1914, il pontefice della Pascendi (l’enciclica sugli errori del modernismo, «sintesi di tutte le eresie»), del Catechismo maggiore e di quel Catechismo della dottrina cristiana nel quale a un certo punto (n. 266), con la típica (e utilissima) formula della domanda e della risposta, troviamo scritto: «Possono essere veramente felici quelli che seguono le massime del mondo? Quelli che seguono le massime del mondo non possono essere veramente felici, perché non cercano Dio, loro Signore e loro vera felicità; e così non hanno la pace della coscienza, e camminano verso la perdizione».
    Aldo Maria Valli

    Me gusta

  3. ¿ Es casualidad los dos sínodos de la familia, debidamente manipulados ? ¿ Es casualidad las ambigüedades, calculadísimas, de la Amoris Laetitia ? ¿ Es casualidad la bomba del 303 AL, que califica el pecado como la respuesta generosa que se puede ofrecer a Dios de momento ? ¿ Es casualidad el Lutero entronizado en el Vaticano como testigo de la fe ? ¿ Es casualidad tanta insistencia en el islam como religión de paz y nunca calificar su terrorismo como de matriz islamista ? ¿ Es casualidad el quien soy yo justificador de la homosexualidad ? ¿ Es casualidad que ya haya en internet versiones del Catecismo oficiales en que se ha retirado la calificación de la tendencia homosexual como desordenada ? ¿ Es casualidad el cambio radical del Catecismo respecto a la pena de muerte para ir haciendo boca ? ¿ Es casualidad la no condena del error ni del pecado, que deja al errante y al pecador en la miseria más absoluta camino del infierno ? ¿ Es casualidad la comunión de los protestantes, por derecho consorte, por la expresa o por la tácita ? ¿ Es casualidad el apoyo de la misericorditis al inmigracionismo extremo y a la invasión del islam ? ¿ Es casualidad que los mayores predicadores del homosexualismo y la homoherejía sean las estrellas invitadas al próximo congreso de Dublín? ¿ Es casualidad la negación por Bergoglio del infierno a Scálfari, nunca desmentida debidamente, habida cuenta de su gravedad ? ¿ Es casualidad la ausencia total de los Novísimos en las prédicas bergoglianas ? ¿ Es casualidad la nueva religión del ambientalismo para reducir drásticamente la natalidad católica ? ¿ Es casualidad una misericorditis que no pide conversión sino dejarse querer por una misericordia desgajada de la Verdad y la Justicia, que se vuelve loca ? ¿ Es casualidad la comisión para peinar la Humanae Vitae con la Amoris para introducir la píldora católica y separar los aspectos unitivo y procreador del acto conyugal ? ¿ Es casualidad la comisión para introducir las diaconisas y, ulteriormente, el sacerdocio femenino ? ¿ Es casualidad el sínodo de la Amazonia para introducir los no tan viri ni tan probati y cargarse el celibato sacerdotal que vivió Jesucristo y tantos sacerdotes ejemplares? Me temo que podría seguir haciendo preguntas hasta mañana para llegar a la misma conclusión: el plan está clarísimo y se va cumpliendo, pero hay mucho ciego que no quiere ver, que es lo más cómodo de momento para ganarse la incomodidad del infierno

    Me gusta

  4. Su amigo tiene razón.
    Últimamente llega a dar calambre subirse a un taxi, o ir a una reunión de apoderados, decir que eres católico es peor que decir que eres neonazi y defender a los sacerdotes te cuesta hasta peleas.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s