El liberalismo católico cree que el terreno de la política está vedado a Cristo

CRISTO REY 13

 

“Estamos viviendo un momento tal de ignorancia y de confusión que aún la gente que se entrega a los ejercicios espirituales o cosas similares, buscando con toda sinceridad una renovación interior y logran, sí, ese objetivo, no superan, sin embargo, esta ignorancia respecto de la naturaleza del proceso revolucionario y de sus verdaderas causas. En esa gente, incluso, se advierte una gran dificultad para entender la realeza de Cristo en lo temporal; porque la parte más difícil de admitir en este momento es la realeza de Cristo. Los cristianos son propensos a aceptar esa realeza en el orden interior, en la propia vida, hasta en la vida de la familia, en la profesión que cultivan; pero esos mismos cristianos piensan, y actúan en consecuencia, que hay un terreno que está vedado a Cristo, que es  la política. Pero si Cristo es Rey y es Soberano y el verdadero y único Soberano de todo lo temporal, es también soberano en la política. En consecuencia en este momento, en Argentina, se plantea a todo cristiano este problema: ¿quién es el soberano en la Ciudad? ¿Cristo o el número? ¿La soberanía de Cristo o la soberanía popular? Yo pregunto, ¿dónde está Cristo en la política? No está en ninguna parte.” (El asalto terrorista al poder, Edic. Buen Combate, 2º edic., 2014, p. 264)Jordán Bruno Genta.

—————————————————————————————————————————-

 

Si hablas de valores, pero no de virtudes morales y teologales, no contribuyes al Reinado de Cristo.
Si crees que no hay política católica, no contribuyes al Reinado de Cristo.
Si enseñas la ley moral en términos kantianos, no contribuyes al Reinado de Cristo.
Si desvinculas la ley civil de la ley natural, no contribuyes al Reinado de Cristo.
Si absolutizas la democracia liberal y las constituciones positivistas, no contribuyes al Reinado de Cristo.
Si crees que no son necesarios partidos confesionalmente católicos, no contribuyes al Reinado de Cristo.
Si no mencionas a Dios, ni el pecado, ni la posibilidad de condenación, ni la necesidad de estar en gracia para ser grato a Dios, no contribuyes al Reinado de Cristo.
Si no fomentas peregrinaciones, romerías, cultos, veneración de reliquias, y el culto de dulía en general, que es gloria de Dios en sus santos, no contribuyes al Reinado de Cristo.
Si no cuidas y proteges el sistema de parroquias, no contribuyes al Reinado de Cristo.
Si no liberas de demonios a la sociedad con exorcismos y sacramentales, no contribuyes al Reinado de Cristo
Etc., etc.(1)
(1)http://www.infocatolica.com/blog/mirada.php/1807040752-277#more36183

2 comentarios

  1. A ningún santo se le hubiese ocurrido, decir algo como: ” pero esto lo que yo pienso”.
    Como si Jesucristo no fuera el único camino, la única verdad, la única vida.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s