La “incapacidad” de defender la Verdad

el-papa-francisco-durante-encuentro-con-miembros-de-la-academia-pontificia-para-la-vida-ap-1El Papa Francisco hablando a los recién nombrados miembros de la Academia Pontificia de la Vida.

“Allá donde se extingue el respeto a la verdad, empieza a cerrarse para el hombre cualquier camino de salvación”

Ayer nos sorprendía una noticia, y  aunque los ataques inesperados a la verdad siempre duelen, este aunque esperado, no por eso es menos doloroso.

El ataque a la verdad venía de parte de P. Maurizio Chiodi , que ha sido nombrado miembro de la Academia Pontificia de la Vida.

https://elorienteenllamas.wordpress.com/2018/01/10/se-veia-venir-diran-tambien-que-es-la-hermeneutica-de-la-continuidad-el-p-maurizio-chiodi-rompe-el-hielo/

 

Llegados a este punto de silencios por parte de teólogos y pastores les escribo unas reveladoras palabras escritas por un auténtico pastor de almas.

 

Decía el cardenal Biffi en el prólogo del libro ” leyendas negras de la Iglesia” de Vittorio Messori; Si recibo un golpe en la mejilla derecha, la perfección evangélica me propone ofrecer la izquierda. Pero si se atenta contra la verdad, la misma perfección evangélica me obliga a consagrarme para restablecerla; porque allá donde se extingue el respeto a la verdad, empieza a cerrarse para el hombre cualquier camino de salvación.

Sigue el cardenal explicando como parece que en los últimos tiempos el cuerpo de la cristiandad padece , algún tipo de deficiencia inmunitaria. La agresión al Reino de Dios es un fenómeno de todos los tiempos, y de ello el Señor nos ha avisado repetidamente, aunque en las últimas décadas no hemos oído mucho sus palabras sobre el tema.

En cambio, lo que especialmente caracteriza nuestra época es el principio de que no se debe reaccionar: la retórica del diálogo a toda costa, un malentendido irenismo, una rara especie de masoquismo eclesial parecen inhibir todas las defensas naturales de los cristianos, de manera que la virulencia de los elementos patógenos pueden realizar sin obstáculos sus devastaciones.”

Después de pasados varios años de escribir estas palabras, podemos observar espantados como las toxinas van invadiendo la Iglesia de Cristo, y como el enemigo de la Verdad ocupa las cátedras de las academias del Vaticano.

A continuación la lista de las personas que son miembros de la academia Pontificia de la Vida : ¡Que Dios perdone a quienes los han nombrado!

Nigel Biggar, pastor anglicano, Profesor de Teología Moral y Pastoral en la Universidad de Oxford y Director del McDonald Centre for Theology, Ethics & Public Life, fue nombrado como miembro de la Academia por sugerencia del arzobispo anglicano de Canterbury. Se muestra claramente favorable al aborto.

 Avraham Steinberg, rabino, Director de Ética Médica en un hospital de Jerusalén y autor de la Enciclopedia de Ética Médica Judía, defiende que el embrión no es “plenamente humano”

El P. Maurizio Chiodi, profesor de teología moral en Milán, negó hace unos días que el uso de los anticonceptivos fuera intrínsecamente malo (según la enseñanza de Humanae Vitae, Familiaris Consortio, Casti Connubii, Veritatis Splendor, entre otros documentos) y señaló que “hay circunstancias” que, “precisamente por el bien de la responsabilidad, requieren la anticoncepción”, que no se puede “rechazar a priori”

El P. Alain Thomasset, SJ, rechaza militantemente la encíclica Humanae Vitae de Pablo VI, defiende el uso de anticonceptivos y niega la doctrina de la existencia de actos intrínsecamente malos. Está a favor del reconocimiento de las parejas del mismo sexo en la Iglesia, porque considera que “una relación homosexual vivida en la estabilidad y la fidelidad puede ser un camino de santidad”.

 Anne-Marie Pelletier, feminista y especialista en estudios bíblicos, es partidaria de la recepción de la comunión por los divorciados en una nueva unión, porque en su opinión, contra lo que enseña el Concilio de Trento, solo algunos bautizados reciben la fuerza para ser fieles,

 P. Humberto Miguel Yáñez, SJ, Director del Departamento de Teología Moral de la Universidad Pontificia Gregoriana, considera que el uso de anticonceptivos puede ser lícito.

Monseñor Pierangelo Sequeri, sacerdote diocesano, doctor en teología y nombrado por el Papa Francisco Presidente del Pontificio Instituto Juan Pablo II para Estudios sobre el Matrimonio y la Familia, es partidario de aplicar los razonamientos de la exhortación postsinodal Amoris Laetitia a la anticoncepción, de manera que su uso ya no se considere siempre inmoral, sino que dependa de la conciencia de cada uno.

El nombramiento de todas estas personas sin la más mínima resistencia , ni protesta por parte de nadie con autoridad, nos indica el grado de descomposición de la mente eclesial católica de quienes los han nombrado y de quienes permanecen impasibles ante tales nombramientos.

 

http://infocatolica.com/blog/espadadedoblefilo.php/1801090758-ique-te-han-hecho-pontificia#more35133

 

 

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s