Es Dios quien da el querer y el obrar según su beneplácito(Flp 2,13).

VirgenDeFatima_FacebookSantuarioDeFatima_291116

–¿Es posible predicar hoy a los hombres hablándoles de una salvación o condenación eterna después de la muerte?Es un dato cierto que el misterio de la salvación o condenación de los hombres es parte esencial del Evangelio de Jesús, y por tanto la respuesta es necesariamente afirmativa. Es de fe que podemos y debemos hablar a los hombres de la salvación eterna, porque Cristo mandó a la Iglesia predicar el Evangelio en todas las naciones hasta el fin del mundo. Y lo que Él manda lo hace siempre posible con su gracia, pues le ha sido dado «todo poder en el cielo y en la tierra» (Mt 28,18-20). Ahora bien, por eso ha de decirse que falsifican hoy gravemente el Evangelio quienes silencian sistemáticamente su dimensión soteriológica. La Virgen de Fátima da la verdad evangélica plena. La da a tres niños pequeños. Y por ellos a toda la Iglesia. A todo el mundo.

Hay, al menos, en los Evangelios cincuenta textos explícitos, distintos, en los que Cristo anuncia salvación o condenación. Eso significa que

  1. nuestro Salvador predicaba siempre dando a su Evangelio un fondo soteriológico de salvación o de condenación.
  2. Por tanto, si alguno  excluye sistemáticamente en su predicación la soteriología del Evangelio –salvación o condenación– enseña un Evangelio falso, no el de Cristo. Falso o al menos muy deficiente. No conseguirá conversiones, ni vocaciones, ni suscitará en los hombres fruto espiritual alguno.
  3. Quien diga que «el Señor acoge a todos y no excluye a nadie», y que «siendo su salvación gracia puramente gratuita, no exige ninguna condición», miente: niega el Evangelio. Claro que Cristo pone condiciones; pero Él ofrece la potencia de su gracia para que podamos vivirlas. Por eso es el Salvador.
  4. La Virgen de Fátima predica la posibilidad del infierno, sin avergonzarse del Evangelio de su Hijo divino, y es prudente y madre fiel al mostrarlo a los tres niños –y a toda la Iglesia–. «Líbranos de las penas del infierno, y lleva al cielo a todas las almas».

 

 

¡ Que arda tu corazón!

 

Texto completo:

http://infocatolica.com/blog/reforma.php/1707130719-443-fatima-13-vii-1917-7-salv

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s