El infierno(2 de 10)

el infierno 2

Seguimos hablando del infierno.

Sin embargo, el Señor del amor, Jesús, habló de esto más que cualquiera. El problema está en nosotros, no en Jesús y no en el Padre.

Simplemente nos negamos a obedecer lo que ha sido enseñado porque tenemos libre albedrío, las decisiones que tomamos ,son importantes. Hemos sido hechizados por el final de cuento de hadas de que todos “vivieron felices por siempre”. Negamos que la suma de nuestras decisiones constituyen nuestro carácter, y que nuestro carácter marca nuestro destino.Culpamos a Dios y lo llamamos malo, a Él que envió a Su propio Hijo para salvarnos; decimos que Él es responsable de que vayamos, ya sea al Infierno o no.

Mientras tanto Dios suplica, “Vengan a mí. ¡Vengan a mí antes de que finalmente sea hora de levantarme y cerrar la puerta!”

En resumen: Dios es amor y somos libres de elegirlo o no. En otras palabras, libertad significa elección, y la elección nos permite decir “no” a Dios. Por lo tanto, hay Infierno.

Debemos ser muy sobrios respecto a esto; Jesús ciertamente lo fue. Él advirtió y advirtió y advirtió; Él suplicó y suplicó y suplicó. Él sabe de qué estamos hechos; Él sabe lo obstinados y rígidos que somos, no nos gusta que se nos diga qué hacer. Sí, tristemente Jesús observó que muchos – de hecho “la mayoría” – prefiere el Infierno que servir en el Cielo.

Continuará…

https://dominusestblog.wordpress.com/2017/08/06/jesus-quien-te-ama-tanto-advirtio-con-frecuencia-sobre-el-infierno/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s